Describir las cosas de nuevo en la historia que está escribiendo

  1. Educación
  2. Artes del Lenguaje
  3. Escritura Creativa
  4. Describir las cosas de nuevo en la historia que está escribiendo

Libro Relacionado

Por Maggie Hamand

Cuando se describe un objeto en la escritura creativa, una persona o un lugar, encontrar las palabras adecuadas puede ser difícil si se quiere evitar caer en el cliché. Los lectores se han acostumbrado tanto a ciertas palabras y frases que las descripciones no ven la escena vívidamente.

Los adjetivos (palabras que califican a un sustantivo) pueden ser útiles, pero a menudo se usan en exceso. Por lo general, puedes encontrar un sustantivo más preciso; por ejemplo, si quieres escribir’azul oscuro’, prueba un tono más preciso como’azul marino’ o’añil’; en lugar de’viento fuerte’ puedes decir’vendaval’, y en lugar de’muy feo’ intenta usar’horrible’.

Tenga cuidado con los adjetivos múltiples y frecuentes, como cuando se encuentra escribiendo: `El hombre alto y guapo cruzó la calle ancha y concurrida para mirar en los ojos suaves, azules y fundidos de la chica rubia, esbelta y bien vestida que está de pie sobre grandes tacones de tacón de aguja rojos y lleva un gran bolso de cuero con….”.

Revisa tu trabajo y comprueba todos tus adjetivos para asegurarte de que no has usado el predeterminado -‘un extraño alto y oscuro’ o’manos blancas y suaves’. Elimine los adjetivos que sean demasiado predecibles o frecuentes y reemplácelos por unos pocos bien escogidos.

Los adverbios son palabras que modifican un verbo; normalmente terminan con’ly’. Los adverbios también pueden ser fácilmente sobreutilizados, lo que dificulta a los lectores la visualización de lo que está describiendo. Por lo general, se puede reemplazar un adverbio y verbo por un verbo más fuerte, como’punteado’ para’corrió rápido’ o’arrastrado’ para’se movió lentamente’.

Evite todos los adverbios usados para describir el diálogo -‘él dijo enojado’, o’ella dijo nerviosa’. En lugar de ello, asegúrese de que el diálogo suene a enojo o a nerviosismo y hable por sí mismo.

Los adverbios a veces repiten información que ya se ha dado, como por ejemplo:”Saltó de alegría” o”Sonrió felizmente”; aquí los adverbios no añaden nada. Deshágase de todos los intensificadores – palabras como”muy”,”extremadamente”,”increíblemente”,”excesivamente”,”notablemente”,”totalmente”,”completamente” y”absolutamente”.

A veces se usan adverbios porque el escritor es demasiado perezoso para pensar en los detalles. Por ejemplo, si usted escribe”Su madre había muerto recientemente”, puede ser porque no puede molestarse en pensar exactamente cuándo murió su madre. El problema es que”recientemente” es impreciso: si significa alrededor de una semana, los lectores esperan que el personaje esté afligido; si significa que en el último año, el dolor puede haberse desvanecido.

Cuando describas algo, intenta pensar en ello como si nunca te lo hubieras encontrado antes. Pregúntese si puede encontrar una manera sencilla de describirlo, para que los lectores respondan de nuevo.

Aquí hay algunos ejercicios que le obligan a encontrar nuevas y mejores maneras de describir objetos y experiencias familiares:

  • Describa una naranja, sin utilizar las palabras “naranja”, “redonda” o “jugosa”.
  • Describa cómo se come un poco de chocolate, sin usar las palabras `dulce’ o `amargo’, `liso’ o `marrón’.
  • Describa el sonido del despegue de un avión, sin usar `ruido’ o `rugido’.